Primavera Style.

no me entiendas

Han llegado las fiestas primaverales y me vuelvo loca. Me desatino, me vengo arriba y me posee ese espíritu primaveral inmune a las críticas que me hacen verme como un auto cañón, me pongo lo primero que me viene a la mente y automáticamente mi lado selfi hace el resto. Anda que no me sube la moral ni nada creerme que tengo un fachón de infarto y unos cuantos kilos de menos cuando en realidad lo que tengo es un cuerpo cilíndrico, y unos kilos de más que vengo acumulando desde navidad con torrijas a juego.

Yo no sé si es la astenia primaveral, los cambios de temperatura o la estupidez humana, el caso es esta época del año que en lo que a estilismos se refiere mejor que te aconseje una amiga al vestirte porque meteduras de pata, las hay, yo creo que es culpa de los antiestaminicos o de las mezclad de medicamento para mantenernos dopadas y ocupadas.

El caso es que si en este tiempo caen dos gotas pero hace calor, me copio el estilismo de Kate Moss en Gladstonbury de hace unos años  pero a lo celebriti cutre, un rollo mañanero de ciudad falso festivalero, bota de agua a la rodilla, pantalón corto de playa y rebecon que te crio, el mismo que tenías para estar en casa en todo el invierno y que de repente no se sabe porque lo conviertes en la prenda estrella de tus looks, a todos nos da por algo.

Y es que o nos pasamos o no llegamos, nos vestimos como el tiempo, revuelto, una mezcla de invierno verano, que si por abajo aciertas con sandalias , por arriba te mueres del calor con la sudadera arrumbada del otoño pero que ahora te soluciona el look; un querer y no poder ; o que me dices de las camisetas de tirantes con perfecto de cuero ahí encajado en la axila rollo imitación del Festival de Coachella, pero a lo chino que acabas con unos ronchones que ni la varicela en sus mejores momentos. Una pasarela de calle en la que el carril bici es tu alfombra roja.

Asi que unos consejos de esta estación propia cambiante y a tener en cuenta,

–          Es primavera y eso de viva el amor que no se nos vaya de las manos y convirtamos nuestras vidas en un amor desenfrenado lujurioso aunque la verdad, depende de con quién y para que, si.

–          No te compares con tu vecina buenorra machaca del gimnasio porque aunque una misma nos creamos que en dos semanas podemos, es una auto estafa que debería estar tipificada como falta muy grave a la verdad.

–          Y ante todo, vestirse adecuadamente y no más mezclas imposibles tipo turista japonés, bomber militar con sandalias y calcetines, por muchos mix que nuestra querida Carrie haya hecho y nos sintamos inspiradas y dejemos las mezclas raras para el fin de semana rural que nadie te ve .

Preparadas para la primavera pues, porque tendremos saturación de looks  de egobloggers en instagram, y pensad que vamos a estar asi hasta el verano, pero claro, yo ya os he hecho a la idea y os he advertido.

Mas aqui! y mas moda aqui!

 

 

Tocada y no hundida.

PATRCIA BUFFUNA-SILVIA DE CARRION

Hay muchas formas de acudir a una boda, y no voy a hablar de estilismos puro y duro, sino de ese complemento que causa furor  hoy en dia que puede ser que no seas nadie si no lo llevas y que de tan de moda están: Los tocados.

No hay mayor perversión que tener todo tu conjunto bodorrio completo que te has currado durante aproximadamente al segundo desde que te comentaran el feliz enlace y que al final estropees tu outfit con un, ¡oh, me ha pillado el toro este mismo me coloco! y tiramos palante. No señores esto no puede ser.

¿Existe un protocolo de tocados? Pues nadie lo cumple.

Para empezar,  si tu pareja es más baja que Torrebruno, por  delicadeza a los cánones de belleza no nos pongamos un tocado que nos haga parecer que de lejos al enlace llegamos solas porque a nuestro acompañante ni se le ve o se le vera diminuto cual punto perdido en el planeta y se sentirá, sabéis como son los hombres diminuto en todo.

Si nos hemos decidido por un modelo original nivel, que tú te ves muy mona y tu marido te pones cara raras cuando le preguntas , huyamos por favor de tocados que no se sabe muy bien que son exactamente, tipo experimentaciones con pájaros disecados cual atrezzo de escaparate chino porque se pueden estar refiriendo a ti durante toda la celebración como la pajara por aquello del nido en la cabeza, y la verdad, cari, una cosa es que una en sus ratos libres haga lo que le dé la gana y otra muy distinta que tu reputación sirva de chiste en las copas.

También las hay muy dadas a pamelear todo el tiempo, y entienden el protocolo de llevar pamela hora límite las 18:00 horas pero del dia siguiente, y acaba la pamela destrozada y siendo la protagonista de todos los selfies habidos y por haber de la corta historia de los mismos y objeto de culto de los ebrios lugareños de tan singular evento wedding.

Y para terminar y como broche de oro final, no es por nada pero aprende a decir no a tu mejor amiga que inocentemente se ofrece como voluntaria costurera y te coloca un canotier con un envoltorio de rejilla de cebollas, cuatro flores que ha cogido de paso, dos plumas del parque, tres perlas de un collar y lentejuelas a tuti plein porque para experimentar guapa, con una Nancy y acabamos antes, y lo mejor, que ni te toque con un tocado, porque te hunde en tanto intenso furor por diseñar. Asi que, por el amor hermoso, tocada pero no hundida, una coronita de flores, una diademita, osea, lo normal.

@nomentiendas y www.beautyandactuality.com

 

Ampolla flash.

silvia de carrion GUESS

No me puedo controlar es un impulso irresistible, me pone ser adicta a la luminosidad facial y no al chocolate que más barato me saldría. Que de vez en cuando practico el truco de abrir la nevera  tres veces al dia y me creo que me hago un auto lifting, nada, no tiene importancia, me empino de puntillas pongo cara de carajota, saco morritos y me creo que el frio polar me estira la dermis, me hace un efecto flash inmediato y vuelvo a mi época teenager en un plis plas. Animalita. Lo lei en unas revista de estas usadas, en una sala de espera de cuyo nombre no quiero acordarme, si, del ginecólogo, un horror, y mientras imaginariamente gesticulaba allí estaba el medico de pie preguntándose quizás si no debiera estar en psiquiatría y no haciendo el pato marerao en su consulta. Oye, ¿Qué pasa? Las hay peores, que a la de al lado mia se le saltaron las lágrimas porque tenía tres unfollowers en twiter.

Total, que me pierdo, y te lio. Después de 986 morritos, un incremento del 18% en la factura de la luz por tan inocente acción de abrir y cerrar como una imbécil la puerta de la nevera mágica, cinco calambrazos y treinta, ¿Qué haces tia, pareces una loca? Me observe atentamente ante el espejo lupa de mi baño y tararí, estaba igual que antes, más vieja con el consiguiente paso del tiempo, unos 6 meses, e infinitamente bastante más gilipollas.

Algo raro debo de tener, Doctor, ya que mi marido me tiene como si fuera una alienígena, mi mejor amiga como una zumbada y paro de contar que os dais por aludido, si cuando un dia cualquiera salgo de mi casa y me vuelvo asalvajada porque en mi bolso no está mi ampolla flash destellos. Que esto es como todo, que no vale cualquiera que tiene que ser la tuya propia, y aquí no os deis por aludidos y no os vengais arriba, que por mucha fonética en juego que haya, hablo de ampollas.

Nada, el otro dia iba la mar de contenta de tiros largos con traje corto y cuando llegue a mi glamouroso destino me acorde que me la había saltado en mi ritual Beauty, y a lo burro me la quería aplicar encima de todo el maquillaje, eso mejor que nada, prefiero llevar la cara brillante a parches que sea un parche en mi historial de belleza femenina no ir hidratada flash luminated .

Tuve un momento de lucidez, no hice nada, pensé y razoné: “La belleza está en el interior”, Ay que acabo de caer! En la ropa interior y no llevaba mi conjunto de la Perla y por ahí sí que no paso. No penséis mal que ni fumo, ni bebo, ni nunca gano el euro millón y alguna adicción tenía que tener, perdón iluminación tenía que tener.

Dedicado a E.C. que ha sonreido en estos momentos y para mí me sobra todo lo demás.

Fotografia. Le Petita Chambre.

No olvideis! www.beautyandactuality.com

Un coach para mí.

boy-broken-crying-depression-Favim_com-858661

Mi vida es un melodrama, una tragicomedia, y un peliculón. No nos asustemos señores que la vuestra puede ser peor. Pero la culpa no es de una misma, la culpa es de esos mensajes externos que recibimos durante las 24 horas del dia proponiéndonos una vida mejor y haciéndote recordar que la tuya, que se cree una que es perfecta quizás sea una mierda. Algo nos tienen que vender y si te deshumanizan antes, mejor.

Si estas casada te hacen recordar que la vida es mejor estando soltera, si estas soltera te hacen recordar que el mundo está hecho para ser habitado por parejas, si estas delgada que deberías de engordar y si estas gorda que donde vas tan gorda. Que obsesión por ser perfecta con lo divinamente que esta una misma sin escuchar a nadie más, pues, ¿no que adelgazo hasta la talla 40 a base de sopa de mijo y ahora me vienen que esa es una talla grande? Aunque, claro está, podría ser peor, podrías tener la talla 40 y ser cilíndrica, podría ser tu jefe el que te diga, antes que tu novio a viva voce por los pasillos de la oficina “Como nos estamos poniendo” y eso sí que es un dramón. Y entonces ya lo peor que nos puede ocurrir después de esto es que nos invada la peste.

Me he pedido horas con mi coach para venirme arriba  y es no es que me puedo resistir, que lo que antes era tu amiga Puri, de toda la vida la que le contabas todas las penas, ahora te viene con esas de que se ha hecho un curso a distancia de “Como decir no y basta “y te manda a un taller de autoestima exprés, y claro, con la susceptibilidad que una arrastra te crees la depresión aunque no la tengas. Los coach nos tienen dominadas y se están poniendo las botas.

Y después te queda llevar la práctica las enseñanzas seudo budistas, que no es tan fácil, porque tu coach te quiere de buen rollo aunque estés paranoica perdida, no te gustas a ti misma y tienes que repetirte interiormente que una de las claves de la felicidad es “Como gustarle a la gente al instante”, que yo no quiero gustarle a la gente que quiero gustarle al buenorro del vecino nuevo y eso es lo que me amarga; o la regla de oro, “Maneras de agradar a los demás , sonría”, aunque seas un despojo humano o “La vida está hecha para los valientes”, eso, que a los depresivos come cabezas por chorradas que nos zurzan.

Pues nada, para cuando me entren las dudas existenciales a lo Nietzsche de mi vida tipo, ¿si he conquistado cinco corazones y ya son siete los descorazonados, cuanto tiempo de vida feliz me queda? Pensare lo que me decía mi amiga Puri antes de ser líder de la estima ajena, desde el teléfono fijo de su cocina de toda la vida, Si te estas metiendo la pata, nena, admítelo; y esto sí que es una asesora sentimental y lo demás son tonterías.

Follow ! @nomentiendas y www.beautyandactuality.com and fanpage

 

Pildorizate.

alcohol-drinks-party-vodka-Favim_com-1333518

Tengo un hambre, un mal cuerpo y una resaca que ni me lo creo. No aprendo. Por muchas vitaminas que me chute durante la semana, y por tres saltitos que pegue,  no se me mete en la cabeza que lo voy a pasar fatal después de tragarme dos botellas de ginebra. Me creo que son alimentos complementarios que ni se complementan ni nada y se ve que no tengo ni idea.

Yo que sé, yo veo en la tele esos anuncios que te entran por los ojos, que tan pronto te venden unas pastillas de colores que te vuelven invencible, que te mineralizan y te dejan un vientre plano, o te sale un yogurin haciendo abdominales en una colchoneta pija y una voz en off de “Son solo cinco minutos al dia”. ¿Perdona? Serán cinco minutos de descanso durante tres horas seguidas. Y después que es lo que venía a cuento salen en una barbacoa poniéndose hasta las trancas de cocteles y un “Lleva tu vida de manera sana si haces como nosotros”.

Total que yo llame, a esos del 902, que del 5 tuve que saltar al 9 y después al 6. Y después de 22€ en la llamada, más la oferta del mes del tres por dos por solo 69€, que también eso es marketing, y tres semanas después ya tenía mi bodytonicomplex  en mi poder. Los dos primeros días los cumplí del tirón, mis pastillas a rajatabla que ni mi abuela, y los abdominales puesta a punto como una señora. Al sexto dia empecé a flaquear. Me salte la sesión dela colchoneta pija. La verdad. Hice cinco y como vivo sola y nadie me miraba me tangué.  Escupí las pastillas y al séptimo dia me eche a las calles porque me daba un ataque de nervios.

Entre el atragantón de  las píldoras de vitaminas y minerales  coloreadas y las agujetas de los abdominales iba hecha un Cristo. Que una cosa es ingerirlas adecuadamente con una dieta equilibrada y otra muy distinta meterte el fiestón, beberte diez gin-tonic a lo sopa juliana y llevarlas como complemento y auto curación del malestar alcohólico, y asi una se confía. Es lo que tienen estos anuncios, la manipulación intelectual,  te hacen creer que algo falla en tu sistema inmunológico y que tu integridad sufre peligro, y claro, te haces la picha un lio. Te confías en que nada más recibir los productos, ya por el solo hecho de haber llamado vas a ser super poderosa.

Un quiero y no puedo sin poder ser yo nada de eso. ¿O sí?

silvia

Fotografia Juan Delgado

Follow me @nomentiendas (IG y TW) & www.beautyandactuality.com,

fanpage https://www.facebook.com/silviadecarrionblog

 

 

 

Falsos propósitos.

 

becoming-sunlight.tumblr.com

becoming-sunlight.tumblr.com

No sé si ponerme a régimen, comerme el panetone de hace quince dias o irme de rebajas , total me da lo mismo, lo que me compre no me va a caber y ni es que esté tirado de precio porque siempre acabo en nueva temporada. Llevo ya tres lunes sin contar este que hago mi lista de nuevos propósitos, como la carta de los Reyes Magos pero a lo falsedad en documento público.

Yo no sé por dónde empezar porque me quedo a medias de todo, me refiero a propósitos que de lo otro desde que me ligue al buenorro del gym voy sobrada. Si, los de nuevo año, no cumplo ni uno porque alguien tendrá que comerse las sobras de la nevera de las navidades, del cumpleaños del maromo o del santo del sobrino, que con esto de ser la soltera mi casa parece un salón de celebraciones. Y es que siempre me pilla el toro que en abril todavía estoy guardando velas rojas de purpurina que aparecen por todos lados que ni en el plató de La Semilla del Diablo.

Ni he dejado de fumar, es más me lo fumo todo, me pongo ciega a cigarrillos electrónicos que parece mi casa una sauna griega y a mí lo que me da es más ansiedad y de las de Valium, soy capaz de liársela al chino si no tiene mi sabor preferido, el mío el de plátano, por lo del muchacho, asi creo simbiosis. Ni he dejado de comer, es más, es que me como todo lo que he dejado de comer el mes pasado para poder comer lo que engordaba, gula que se llama, pecado capital, eso sí, que desde que escondí la báscula me creo que dia que no me pese dia que adelgazo. Yo soy asi que le vamos a hacer, pero vamos que tú también.

Que los cofrades de mi cuidad cada vez que ponen los días que quedan para semana santa me santiguo porque es la fecha límite que tengo para quitarme las lorzas, pero ni por esas, lo mío es un sufrimiento que ni yo me misma me aguanto. Que empiezo todos los años la operación bikini pero al revés y mira que me motivo yo misma con mis fotos de mis botines en mi instagram, pero nada el culo el mismo, pero más gordo.

Y es que el Bárcenas, el Undargarin y el Torres bajo juramento y mintiendo tienen más credibilidad que yo. Asi que no me queda otra, tirar de faja, cremas adelagazantes mentirosas, fumar a escondidas cual niñato de instituto y vámonos que nos vamos que la vida son los días.

Navidad o fauna de oficina.

crazy-drunk-free-laugh-Favim_com-1219917

Realmente la fiesta de la navidad se reduce básicamente al análisis exhaustivo de la especie humana en su hábitat depredadora o mejor dicho: las reuniones inocentes de paz y amistad que acaban convirtiéndose en una especie de clasificación de especies en extinción y derivados que ni Jumanji en sus mejores tiempos: Fauna de oficina.

Empezamos por el jefe(a), ese ser explotador, inaguantable e insoportable sin piedad pero que, llegado el  dia, todo el mundo le hace la pelota, y el pelota, le reverencia. Ese ser que, en el trabajo se cree dios y no hay dios que le aguante; que en el dia a dia de oficina acercarte a él y que te mire es una gincana, con más obstáculos que una autopista en obras. Él va de director general de una multinacional americana líder y el dia de la comida de navidad es el primero que acaba inaugurando la conga con las luces de colores del árbol del garito al cuello.

Pero si desde luego alguien no puede faltar, porque entre otras cosas esa noche se convierte en  el comunity manager estrella de la fiesta, es el pelota (la), esa persona tan útil como necesaria, que porque no es una fiesta de disfraces que si no iba disfrazado de siamés con el jefe. Es tan efectivo que es el en el curro le pides un correo y al segundo te lo manda, lleva gafas y nunca protesta , riega las plantas de la ofi, y por supuesto en la conga es el que va detrás del jefe.

Sigamos con el superfectivo (a), supereficiente, super ocupado o super como lo que se llame. Por supuesto el que ha buscado el sitio perfecto para tan entrañable reunión, siempre sonríe, sacaba buenas notas en el cole, y era el ejemplo que toda madre nos ponía en la infancia, de mayor hizo no sé cuántos masters y que siempre sabe más que tú, el que va por la oficina repitiendo Estoy hasta arriba y en la fiesta va con la cara descolgada diciendo Esto me pasa por ponerme hasta arriba. Este es que va reclutando adeptos a la conga y acaba organizando el karaoke.

Y atención, por supuesto la guinda del pastel de la fiesta fauna de oficina, el seudo informático (a) que se lleva toda la cena pasando videos repugnantes, verdes horteras y antiguos a todo el personal, el que cuando estas currando y se te bloquea el portátil, él lo soluciona dándole al enter, no ha estudiado informática, no es ingeniero pero se cree agente secreto de WikiLeaks y ejerce como tal. Cuidado con este que si te hace un montaje en un video erótico festivo de la cena en manos que canta un gallo, no me quiero ni imaginar que es capaz de hacer con la conga.

Y esto es asi, que lo hemos vivido todos en nuestras carnes y lo demás es leyenda urbana.

boho-classic-couple-cute-Favim_com-1060873

Uve doble c.

large

Savannah BLD

Tengo una historia que contar, un secreto que desvelar y unas cuantas cosas que desmentir. Me refiero al momento baño que en cualquier noche de copas se precie o se tercie o se encaje, que, llegado el momento pasas más la noche en la cola del baño que ligando en el bar, y de ahí la frase entre chicas, ¿me acompañas al baño? Sobre todo porque como tardas tanto tiempo en volver no vaya a ser que al final nada acabe como empezó.

Es ese momento baño que cuando más a gusto estas, mejor te lo estás pasando o más estas ligando te entra la necesidad imperiosa de tener que acabar tan sustanciosa conversación y abandonar el terreno de juego porque sencillamente, no puedes más, es una fuerza imposible de controlar y una presión sicológica que te hace transformarte  en la persona más irascible del mundo mundial.

Pero lo peor está por llegar, primero tienes que cruzarte de una punta a otra el bar cual gincana salvando todo tipo de obstáculos, saludos, bailes forzados y perdida de la orientación, cuando por fin llegas al lugar de destino, ósea el uve doble c de mujeres y te encuentras con una cola que ni la de los conciertos de Justin Timberlake.

Miras a tu alrededor desolada porque piensas que inesperadamente va a surgir de la nada una puerta mágica con un reservado privado para ti ,con un luminoso que ponga” Ven, te estaba esperando”. Ni de coña. Tienes que soportar de pie una media de veinte minutos, una fila de mujeres desesperadas cruzando las piernas  pegando saltitos y preguntando todo el rato: ¿te queda mucho? O ¿quién es la última? Pregunta que duele y mucho porque siempre eres tú.

Entonces es cuando empieza el estudio sicológico patológico de lo que viene siendo usuarias del uve doble c.

La pija con sus perlas y manoletinas que con su cara de buena se sale disimuladamente de la cola, se mete en el urinario masculino y cuando sale es cuando le esperan tres fornidos machos dice: perdón me he confundido. Tal cual.

La fashion victim que, ideala de la lleva pedazo de mono como una segunda piel que no se sabe cómo se lo ha podido meter, a no ser que haya saltado desde el ropero y encajar , sin cremallera ni corchetes ni nada que se parezca, que para quitárselo dentro del baño una tiene que aprobar un master de costura. Ya sabes que a partir de ese momento toda tu vida se retrasa una hora por culpa de su desnudo dentro del baño

La cuenta penas de relaciones rotas y el ex con otra que la acaba de ver y te toca a ti ser su consultora sentimental, que entre el apretón y la comedura de tarro tu conciencia te repite, “¿Por qué has salido esta noche?

Y por último una misma, que te gustaría estar en ese momento en  medio del monte, ser invisible o no tener tanto glamour, porque decidme, al final merece la pena la espera, y es que el repasito de chapa y pintura ante el espejo después de tu turno no te lo quita nadie. Y que se prepare el que te estaba esperando.

Running girl.

large

Tengo una amiga que confieso no soy yo misma, porque si fuera yo, el truco dejaría de funcionar, que sale a correr cada noche con el único propósito de atodoloquedá con los maromos.

Es decir, sale a ligar a destajo y simula ser la reina de las carreras populares nocturnas. Se aplica su golpe de rímel del bueno, del caro, del que le aguante y literalmente y fiel a la publicidad engañosa, no se le mueve ni una pestaña; su flash iluminador potente con más brillo que el escaparate de  Swarovski y  su crema a base de bótox y colágeno que ya puede menearse y hacerse el triatlón todo lo que quiera que tal cual la laca de la Reina de Inglaterra, allí no se  mueve ni una pata de gallo. Vamos que yo en su misma circunstancia salgo tan mona tan limpia y vuelvo hecha un troll, igual de fofa, sudada y para colmo, más doblada que una alcayata.

Yo me compro tacones, ella, se compra conjuntos de licra, apretados, el último grito en look casual reventón a lo Central Park que para eso ella es bloguera, que “desprendo feromonas”, me dice, porque eso es el deporte llevado al último extremo y la búsqueda del verdadero amor. Las pulsaciones se le elevan a la máxima potencia cuando se le cruza uno de los buenorros, ella pone a prueba su inteligencia emocional y los tiene clasificados por camisetas de colores, el de verde, el de rojo, el de los shorts amarillos, o por impulsos sexuales en el momento del feroz encuentro, que vamos, mas maromos que ni en la base de datos de unas olimpiadas.

Al final siempre conoce a uno, o dos, o tres, el caso es rentabilizar la carrera y conseguir la marca establecida, es una it girl runner y no hay corredor que se le resista.

A ver, que eso es buscarse la vida y lo demás son tonterías que yo el único momento que me pongo a correr es cuando paso por la puerta del gimnasio pero para no entrar. Y que cada uno se monta la película como quiere, y que al fin y al cabo, el amor dura, lo que dura una carrera y ademas de noche  y aunque sea a base de taquicardias. Tal cual.

Podéis seguirme a traves de Twitter @nomentiendas y fan page Facebook, pulsar aqui.